Ariana Grande reivindica el videoclip como arte

julio 19, 2018

En tiempos en los que los lyric videos predominan, resulta atractivo que una artista del mainstream decida reivindicar al videoclip como parte importante de su carrera y no como mera promoción. Ariana Grande está presentando su inminente nuevo disco Sweetener y con cada adelanto nos regala exquisitas piezas audiovisuales dirigidas por el experimentado Dave Meyers.

En ‘Not Tears Let To Cry’, Grande aparece en distintos puntos de una ciudad futurista que parece corresponder al estilo del film «Inception». Interactúa y desafía las leyes de gravedad con distintos paisajes urbanos. El final del video consiste en un homenaje a las víctimas de Manchester, cuando Ariana lanza un frisbee a su perro, aparece una enorme abeja, uno de los símbolos de dicha ciudad.

 

 

En ‘The Light Is Coming’, un beat hipnótico junto a Minaj con producción de Pharrell, Ariana pasea por un bosque.

 

El vídeo oficial para «˜God Is A Woman’ está dedicado al empoderamiento de la mujer. Allí desfilan imágenes impactantes, como la de una Ariana Grande gigante (con pose símil a la estatua del pensador de Rodin frente a unos diminutos hombres que la critican) o a la misma artista nadando en un continente con forma de vagina.
El video además contiene guiños a films icónicos (Madonna cita en off una línea de Pulp Fiction) y una reapropiación feminista de «La creación de Adán», la clásica pintura presente en el techo de la Capilla Sixtina. Ya para el mega evento de moda de la Met Gala de este año había usado como vestido un diseño de Vera Wang, que era una reproducción «El juicio final», otra obra de la famosa capilla vaticana.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *